Pintando a Purpurina

 Luego de hacer un boceto en arcilla, como se puede ver, se modeló directamente sobre tergopol con masilla epoxy (¡cuidado en recordar incluir la articulación del cuello!). Unas cuantas capas de enduido y lija hasta una suavidad total y listo para pintar.

Es muy conveniente la pintura acrílica, hay muchos colores disponibles, es relativamente resistente al agua y se seca rápido.

Antes de empezar a dar color una mano de blanco latex para impermeabilizar, luego sí, una base de color hecha principalmente con amarillo de nápoles y blanco

 

A continuación modulaciones del color de la piel mezclando la base con rojos. Es muy importante trabajar muy atentamente en los difuminados

 

Se empiezan a definir los razgos dejando para lo ultimo los ojos y la voca

.

Luego de varias horas de pegar pelo por pelo, finalmente se montó la cabeza sobre el esqueleto de madera. Esto tiene la dificultad de maniobrar con martillos cerca de la pintura, tal vez sea mejor pintar con la cabeza colocada, pero resultará mas incómodo de sostener mientras se pinta.

Purpurina: