Vivir en el Aire


Comino está aburrido, le pregunta a su mamá qué hacer para divertirse, ella le presenta ideas, pero ninguna le entretiene. Sale al patio a observar las nubes y se encuentra con un panadero, su mamá le cuenta que le puede pedir un deseo antes de soplarlo. 

 

 

El panadero lo lleva volando hasta el taller de Cúrcuma, una suerte de álter ego de la madre, donde se construyen a medida las fantasías de las personas que piden deseos.

 

  

En el atellier taller Comino conoce a los colaboradores de Cúrcuma y participa de la construccion de su propia fantasía.

 

 

En la casa volante que imaginó Comino vuelve a contarle a su mamá y amigos todo lo que vivió y aprendió. La mamá contagiada del entusiasmo de su hijo llama a los amigos y las fantasías de todos llenan el escenario. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Duración aproximada: 45 minutos

Guión, escenografía, muñecos y música originales.